En paz

mayo 16, 2008 at 8:42 pm (Vida)

 Enmudezco mis gritos
de hambre rabiosa.
Desesperadas palabras
de mi boca rebosan.
Aunque no crea en mitos
el subconsciente se ensaña
en abolir los recuerdos
que a estos versos remito

Perseguirse por hechos
que ni aún realizados,
enloquecen la mente,
paralizan mi estado.
Por vivir al acecho
de imprudencias dementes,
dejé atrás el camino
mas largo y estrecho

Decidí, ahora, la calma.
Esperando llamadas.
Buscando el afecto
en personas amadas.
Comprendí que mi alma
ya no es un defecto,
y eché de mi cuerpo
la tristeza sobrada

A la meta de existencia,
yo le sumo la ambición.
A lo que antes no atrevía,
hoy le añado una emoción.
Le resto mis falencias
al vivir en armonía;
y disfruto cada día
sin ninguna exaltación.

————————–

Pighini Ramiro

…las cosas se dan “por azar”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: